Category

FollowYourHeart

FollowYourHeart

La importancia de ser un buen jefe

Últimamente estoy teniendo muchas conversaciones con mis amig@s e incluso con algun@ de mis jefas y jefes sobre lo que implica “ser un buen jefe”.

A lo largo de mis 20 años de trayectoria profesional, me he cruzado con numerosos jefes. Algun@s poc@s excepcionales, otr@s aceptables y much@s otr@s sin demasiadas habilidades para ejercer tal responsabilidad.

Continuar leyendo
FollowYourHeart

La Confianza

La confianza es vital para mantener relaciones sanas. Diría de hecho que es el ingrediente principal de cualquier relación de amistad y, evidentemente, de toda relación de pareja. Sin confianza, no hay nada.

Para mí la confianza está completamente ligada con el valor, con la honestidad y con la autenticidad. Siempre volvemos a lo mismo: A la autenticidad. Si no somos auténticos, no podemos ser honestos y, en consecuencia, no podemos ofrecer ni recibir confianza a/de los demás.

Continuar leyendo
FollowYourHeart

Sobre la importancia de «pertenecer»

No sé cómo os afecta a vosotr@os, pero a mis 44 años me estoy dando cuenta que una de las sensaciones que más dolor emocional me provocan es el «sentirme excluida». El sentir que «no pertenezco» o «sentir desconexión», sea referente a un grupo, a un equipo de trabajo, a tu familia o a tu pareja.

En general, los dolores que sufrimos son causados por heridas emocionales que tenemos desde la infancia. Hace tiempo que leo mucho sobre estos temas, pero a menudo me cuesta comprender ciertos conceptos. Necesito visualizarlos, de alguna manera y, en este caso, hago una analogía: De pequeña, era bastante patosa (bueno, y aún lo soy) y me caía a menudo y me hacía heridas en la rodilla bastante potentes. Imagino que una de esas heridas está sin curar y que, a veces, hay personas que, sin querer hacernos daño intencionadamente, meten el dedo en esas heridas y rascan… imaginaos el dolor!

Continuar leyendo
FollowYourHeart

Equipos, comunicación y gobierno

La incapacidad entre dos partidos políticos de establecer un acuerdo para gobernar un país me hace pensar en la incapacidad que muchas veces tenemos para comunicarnos a una escala más pequeña.

La comunicación y el establecimiento de acuerdos son básicos para que cualquier tipo de relación fluya: ya sea laboral, política, amorosa o de amistad. Y, en ocasiones, no sabemos comunicarnos.

Continuar leyendo
FollowYourHeart

La paciencia

La paciencia es ese reto que se nos presenta a diario para demostrarnos que somos capaces de confiar en los demás, en nosotros, en que todo tiene su proceso.

Yo diría que la paciencia esta totalmente ligada con la confianza. Mientras esperas, confías… lo que nos hace impacientarnos es la desconfianza.

Continuar leyendo
gatas
FollowYourHeart

Verano entre animales

Este verano está siendo extraño. Los animales están ocupando un protagonismo muy especial en mis días, y no acabo de entender muy bien cómo ha pasado.

Bueno, sí, ha pasado porque yo lo he decidido. Pero, al tomar las decisiones, al ofrecerme para tener en mi casa a dos gatas durante un mes; y a cuidar a dos perros algunos días, no era consciente de la relevancia que estos animales tendrían en mi día a día; de la conexión que tendría con ellos o de cómo influirían en mi «rutina».

Continuar leyendo
marianne williamson
FollowYourHeart

Marianne Williamson, la política y las etiquetas

Decir que no me interesa la política sería falso; pero sí podría decir que me supera. Pienso en «la política» como un concepto que se escapa de mi entendimiento, así que trato de no meterme en discusiones infinitas que no llevan a ningún lugar porque no tengo intención de convencer a nadie de nada. Creo en lo que creo y pienso lo que pienso basado en mi experiencia vital, en mis sentimientos y en el razonamiento más o menos lógico en que todo ello pueda derivar. Considero que tampoco tengo razones demasiado convincentes para defender según qué causa, así que mejor me mantengo al margen. Aunque, si tuviera que definirme a nivel político, así a grosso modo, lo haría como una persona «de izquierdas».

Continuar leyendo
autenticidad
FollowYourHeart

La autenticidad y lo efímero de la vida

Es curiosa la vida. Es aquello que pasa mientras esperas que pase algo.

De pequeña te dicen que tienes que ser buena y generosa; y te preocupas por gustar a tus padres, familiares, conocidos… y a tanta gente como sea posible para tener amigos y no sentirte sola.

De mayor aprendes que todo debe ser al revés. Que primero debes conocerte y gustarte tú; y luego ya vendrá lo demás, ya se pondrá todo en su lugar.

Pero eso de conocerse no es fácil. Porque cuanto más te descubres, más te das cuenta de que hay cosas a tu alrededor que no te gustan. Cuanto más te permites «ir apareciendo», más se desmorona tu «estabilidad» emocional. Y, claro, todos queremos sentirnos seguros. Lo contrario es aterrador.

Continuar leyendo
felicidad
FollowYourHeart

¿La felicidad total existe?

Me encanta mantener con mis amig@s largas conversaciones sin rumbo debatiendo sobre «lo humano y lo divino». Llega un momento en el que me apasiono tanto en el debate que tiendo a hablar con total rotundidad, como si tuviera la razón más absoluta. Probablemente sea algo que haya heredado de mi abuelo. A él le encantaba discutir, con su tono de voz fuerte y contundente; y no tenia ninguna duda de que tenía siempre la razón. Aunque le demostraras lo contrario. Él siempre tenía la razón. Mi abuela acababa callando, pero mi madre -que es como él pero algo más abierta de mente- se enzarzaba con él en discusiones sin fin donde ambos aseguraban tener la razón y, al final, normalmente mi madre acababa llorando. Nunca entendía esa necesidad de «ganar» en las discusiones. Y sigo sin entenderla.

Continuar leyendo
FollowYourHeart

A veces el inconsciente nos juega malas pasadas…

A veces las cosas sutiles son las más importantes. A veces unas palabras dichas de repente, por instinto, sin pensar, en bajito, como si nada… pueden hacerte más daño que un grito en plena ebullición.

A veces es más importante tener gestos diarios de apoyo y complicidad que salir un día a la calle a reclamar algo, formando parte de «una manada» y repitiendo lo que todo el mundo dice sin ser consciente del qué, del cómo ni del por qué.

A veces es más importante recibir un pequeño gesto de amor por sorpresa, que que te digan un «te quiero» rutinario.

Continuar leyendo